google.com/+MmarazuladaBlogspotCeleste

miércoles, 25 de marzo de 2015

EL BURRO Y LA ZANAHORIA

Desconectaras mientras dure tu visita por este,mi altillo.

 Me ha  venido a la cabeza la fábula del burro y la zanahoria. En ella, la zanahoria la representa un deseo, la meta que justifica el esfuerzo, y que con astucia sujetan estratégicamente al palo para que el inocente animal vea de forma obsesiva, pero no alcance por su distancia. Este clásico de la literatura,escenifica y da  ejemplo de estratagema, y una realidad demasiado actual. Así lo entiendo desde mi ignorancia, y más después de haberme sentido como el burro de la fábula.
-----------------------------Fábula;
Para que un burro tire del carro hay que ponerle una zanahoria adelante. El burro sabe que algún día alcanzará esa zanahoria. El amo le repite que mañana seguramente tendrá más fuerza y hoy medio que casi la atrapa con sus dientes; la zanahoria tocó su hocico y esa noche sueña con la zanahoria,él está en una pradera corriendo casi sin sentir el pasto hasta llegar a un silo donde hay cientos de zanahorias.
Al otro día, todo esta preparado para que siga la esperanza y mientras tanto el carro va para adelante. El carretero, un hombre rudo, que ronda los 40 años, ha dejado su familia en la cama , a las 5 de la mañana y sale con su burro camino a Vera, para vender los huevos. Esa mañana hace frío y al hombre se le da por cantar. La zanahoria es lo único que se ve.
El burro solo tiene rebuznos para su zanahoria y hoy seguro que la alcanza. A él le han contado de muchos burros que han alcanzado la zanahoria; de eso charla cuando lo dejan pastando en Vera con otros colegas mientras su dueño vende los huevos en el mercadillo.
Ese sábado ha sido excepcional y al hombre le da pena su burro, entonces cuando llegan a la casa le da al burro la zanahoria.
Se conforma con poco, piensa el hombre, basta una zanahoria para hacerlo feliz, y eso que te he tenido cuatro meses prometiéndote la zanahoria, le dice al burro, pensando que la bestia no entiende.
"Que eres un tonto, hijo mío" le sigue diciendo al pobre burro, y durante cuatro meses vuelve a ponerle la zanahora adelante.





Lamento profundamente la crueldad con  la que nos usan,y también lamento lo ignorantes que somos al perseguir algo detrerminado que nunca se dará.
Lamento si alguien se ofende con la comparación,pero por circunstancias,me la aplico en primera persona,y luego la aplico a personas conocidas de mi cículo a las que les ponen la zanahoria por delante,como si de burros se trataran,y veo ese reflejo en lo que sentí mientras pasaba por lo mismo;Me he sentido usada para unos fines,de exprimir tal,hasta sentirme extenuada...
Me han manipulado con los mismos fines tales,para sacar partido máximo a los deseos y rendimiento  ajenos en cuestión.




Pero,el final de la fábula,la mía,es que el burro que había dentro de mí tras decepciones,y años `perdidos de ilusión,despierto y reacciono .Porque al fin y al cabo,soy persona,y a diferencia unica de los animales,he de razonar,y distinguir el bien del ma,Lo real,de lo irreal,la mentira de la verdad,y descubrir a los simverguenzas que han llenado sus bolsillos por el esfuerzo de perseguir una zanahoria que jamás sería para mí.Así,que al darme el porrazo,y estar despejada en casa,me he vuelto más sensata,y la realidad de la vida me ha devuelto la cordura perdida y despertado de un sueño tan lejano,que tal así distaba de la realidad.
Y....Como dice un viejo dicho;No hay mal que por bien no venga...


(MarAzul)     
http://mmarazulada.blogspot.com/2015/03/el-burro-y-la-zanahoria.html